Más seguridad y protección de datos gracias a la identificación electrónica de vehículos

El secretario de Estado del Ministerio alemán del Interior elogia las matrículas digitales

Delmenhorst, noviembre de 2019. Los alemanes que quieren comprar una matrícula pueden adquirir placas personalizadas sin tener que probar su identidad en establecimientos físicos o en internet. Hasta que no se marcan con el sello oficial de la autoridad de homologación, las matrículas de vehículos no cobran validez. Según la aseguradora Allgemeine Rechtsschutz Versicherungs-AG (ARAG), cada año se roban unas 160 000 matrículas de vehículos. «Esto se debe a que la identificación del vehículo se produce únicamente por medio de características visuales», declara Olaf Renz, gerente de TÖNNJES. Esta empresa ha desarrollado una alternativa digital basada en RFID llamada IDePLATE, de la que Günter Krings, secretario de Estado del Ministerio alemán del Interior, y Astrid Grotelüschen, parlamentaria del Bundestag, ya se han hecho una idea en su visita a la fábrica de Delmenhorst.

A primera vista, la placa identificativa electrónica para vehículos de TÖNNJES parece una matrícula convencional. Se corresponde con la norma DIN, pero contiene un chip RFID criptográfico que apenas es visible desde el exterior. En él se almacena un número identificativo encriptado varias veces que solo puede detectarse empleando lectores autorizados sin necesidad de contacto (con el vehículo parado o en marcha). En caso necesario, la policía puede cotejarlo con una base de datos estatal y, de este modo, verificar los datos del vehículo. «Las IDePLATE harían imposible la manipulación y el fraude», afirma Renz. El secretario de Estado Günter Krings también considera que esta innovación de TÖNNJES es una alternativa sensata:
«Nuestras matrículas deben ser más seguras en el futuro. El uso de matrículas de vehículos con seguridad digital y criptográfica puede mejorar de forma significativa la seguridad contra la falsificación de matrículas», afirma Krings. «Ahora falta constatar su utilidad en la práctica por medio de proyectos piloto», declara el secretario.

El sistema IDePLATE de TÖNNJES se utiliza en países de todo el mundo. Estados como Filipinas, Kenia y Honduras ya han equipado sus vehículos con matrículas electrónicas. Para identificar sus coches y motocicletas, muchos recurren al IDeSTIX de TÖNNJES. Se trata de una pegatina para el parabrisas que también contiene un chip criptográfico y funciona del mismo modo que la IDePLATE. «La combinación de estas dos marcas de identificación proporciona un mayor nivel de seguridad», destaca Renz. De este modo, un lector puede detectar directamente si el vehículo lleva la matrícula que le corresponde. «La innovación constante es una garantía de futuro, tal y como demuestra la empresa TÖNNJES con sus desarrollos. Con su variedad de usos en soluciones modernas e inteligentes, la técnica RFID supone un gran paso adelante», afirma Astrid Grotelüschen en referencia a la IDePLATE de TÖNNJES, que también puede emplearse en otros ámbitos de uso, como en sistemas de peaje, estacionamiento o pago. Esta empresa, junto con sus socios, emplea a unas 2000 personas en más de 50 delegaciones de todo el mundo.